La actividad financiera está severamente regulada, y existe un régimen de responsabilidad objetiva en caso de incumplimiento. Nuestra gestión propone administrar los riesgos legales propios de esta actividad.

· Elaboración y revisión de contratos (arrendamiento financiero, fiducia mercantil, encargo fiduciario, mandato bursátil, repos, compraventa de divisas).

· Acompañamiento en la negociación de contratos.

· Atención de requerimientos de la superintendencia financiera y apoderamiento en procesos ante esta institución.

· Capitalizaciones, fusiones, escisiones, adquisiciones, conversiones.

· Posesiones de funcionarios y autorizaciones en general.